¿Eres Youtuber?

Ésta es una pregunta que me hacen de vez en cuando, sobre todo gente que encuentra por casualidad algún video mío en Internet. Si la pregunta se refiere a que me dedico a subir videos a esta plataforma, tengo millones de seguidores y gano una barbaridad de dinero, pues va a ser que no.

Es cierto que tengo canal de youtube, subo vídeos que grabo en clase para explicar técnicas a mis alumnas, y hasta tengo seguidores. Pero de eso a lo otro media un abismo, o al menos eso creo.

Todo empezó con un video muy parecido a éste.

Una de mis alumnas pidió grabarme mientras demostraba una técnica en concreto en clase. Con el tiempo acumulé una buena colección de videos explicando técnicas de lo más variado, y decidí ponerlos todos en el mismo sitio, donde yo pudiera encontrarlos fácilmente, y al alcance de todo aquel que pudiera estar interesado. A lo tonto acabé teniendo mi canal de Youtube.

En alguna ocasión me han dicho que debería mejorar la calidad de los vídeos, hacerlos en inglés, salir yo en ellos monísima de la muerte, etc, si aspiro a llegar a un público mayor. No es algo que me quite el sueño, mis vídeos no son profesionales ni pretenden serlo, pero si son útiles para el tipo de trabajo que hago. Si te los encuentras y te sacan de dudas habrán cumplido su función, y eso es más que suficiente para mi.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.